Path
salud y bienestar

Salud y bienestar

El regreso a clases

Septiembre 2021

Existe una genuina confusión acerca del regreso a clases y las implicaciones relativas a la infección por COVID-19.  Los esfuerzos del gobierno mexicano han cristalizado en lograr la inmunización de gran parte de la población, pero ¿será prudente regresar a clases cuando en los últimos diez días el número de casos diarios se encuentra entre 18 y 28 mil?  Cuando el zenit de la segunda ola fue de 22 339 y el de la primera de sólo 9866, podemos considerar que estamos en el peor momento .  

¿Quiénes están en riesgo? Todos.  El magisterio ha sido vacunado con una vacuna Ad5-nCov que de acuerdo tiene una eficacia de 95.47% para prevención de enfermedad grave a los 14 días y 90.07%, 28 días después de su aplicación de acuerdo con la información oficial .   Actualmente se sabe que la presencia de anticuerpos neutralizantes disminuye un 30% después de seis meses haciendo necesaria la aplicación de un refuerzo .

¿Qué tan grande es el riesgo?  De acuerdo con un metaanálisis los niños menores de 10 años tienen menos susceptibilidad a contagiarse de COVID que otros grupos de personas y que puede ser seguro el regreso a clases, sin embargo, niños de 10-19 años pueden facilitar la transmisión .  Otro metaanálisis destacó que en niños menores de 5 años 43% se presentaron asintomáticos mientras el 7% presentó enfermedad grave manejada en la unidad de terapia intensiva .

¿Cuáles son los síntomas de infección en niños?  El 58% de los niños presentó fiebre y tos en el 48%.  25% de los niños tuvo diarrea asociada a náuseas y vómito .  Incluso puede haber manifestaciones en la piel que van desde lesiones similares a urticaria hasta lesiones petequiales, maculopapulares, vesiculares y levedoides .  En neonatos la taza de infección es menor pudiendo ser infección congéntia en un 6%, mientras el 50% permanece asintomático hasta el 40% puede requerir manejo en la unidad de terapia intensiva .

El síndrome inflamatorio multisistémico es un fenómeno asociado a COVID-19 discretamente más frecuente en varones (55%) de entre 7 a 10 años.  La mayoría de los pacientes (71%) presentaron síntomas gastrointestinales (dolor abdominal y diarrea) mientras sólo el 4.5 y el 9.6% presentaron tos y dificultad respiratoria, respectivamente; siendo aparente el involucro pulmonar en el 41% de los pacientes.  El 68% de los pacientes con síndrome inflamatorio multisistémico requirió manejo en terapia intensiva  y sólo el 1.9% falleció .

La infección por COVID-19 puede presentar síntomas crónicos con duración registrada de hasta 8 meses después de confirmada la infección.  Entre los síntomas más frecuentes están la fatiga, la dificultad respiratoria, dolor torácico, cefalea, dificultad para la concentración, mareos y dolor de garganta y parece ser más frecuente en niñas .
¿Es seguro regresar a clases? Quizá en este momento, no.

¿Cuáles son los riesgos de no regresar a clases?  Aparte de las implicaciones económica, sociales e incluso electorales que se desprenden de mantener a los niños y maestros fuera del salón de clases tenemos las implicaciones individuales, del binomio educando-educador.  Siendo los niños más lábiles, en teoría, que los adultos vemos que los metaanálisis han reportado que los niños sufren de ansiedad (34.5%), depresión (41.5%), irritabilidad (42.3%) y falta de atención (30.8%) afectando negativamente al 79.4% de los niños mientras el 52.3 y 27.4% de los adultos presentaron ansiedad y depresión por el encierro .

¿Qué debemos hacer?
Mantener las medidas de distanciamiento social es una de las formas más eficaces de evitar la propagación del virus.
Reforzar las medidas de higiene probadas, lavado de manos, uso del cubrebocas y protección ocular .
Vacunación oportuna.  En nuestro país no podemos escoger qué vacuna ponernos, cualquiera será mejor que no tener y buscar el refuerzo en caso de así requerirlo como CanSino, Pfizer-BioNTech, Moderna.
De acuerdo a la evidencia actual, ahora puede no ser el momento oportuno para regresar a clases.  
Con el fin de minimizar las consecuencias psicológicas del aislamiento social y favorecer la actividad física e interacción con otros, optar por actividades como salir al campo, en bicicleta o jugar tennis o deportes similares presenta un bajo riesgo de transmisión y contagio de COVID-19

La realidad nos impone una serie de retos y luego de 20 meses de convivir con el coronavirus y sus variantes debemos responde acorde dejando a un lado la ilusión de volver a como era antes.  La realidad cambia, la vida cambia y no es el más fuerte sino quien mejor se adapte el que superará la situación y sobrevivirá.


 Worldometer. Mexico.  Información recabada el 28/08/2021 a las 0555hrs.  https://www.worldometers.info/coronavirus/country/mexico/
  Secretaria de Salud.  Guía Técnica para la aplicación de la vacuna cansino biologics contra el virus SARS-CoV.2. Actualización 24 de junio de 2021.  http://vacunacovid.gob.mx/wordpress/wp-content/uploads/2021/05/GTApp_CanSino_24Junio2021.pdf#page=10
  CanSinoBIO COVID-19 says booster shot can reverse drop in antibodies.  https://www.reuters.com/business/healthcare-pharmaceuticals/cansinobio-covid-19-says-booster-shot-can-reverse-drop-antibodies-2021-08-06/
  IRRFAN O, LI J, TANG K, WANG Z, BHUTTA ZA Risk of infection and transmission of SARS-CoV-2 among children and adolescents in households, communities and educational settings: A systematic review and meta-analysis.  J Glob Heatlth 2021;11:05013
  BHUIYAN MU, STIBOY E, HASSAN MZ, CHAN M, ISLAM MS, HAIDER N, JAFFE A, HOMAIRA N. Epidemiology of COVID-19 infection in young children under five years: a systematic review and meta-analysis.  Vaccine 2021;39(4):667-677
  TAHERI L, GHEIASI SF, TAHER M et al.  Clinical features of covid-19 in newborns, infants, and children: a systematic review and meta-analysis.  Compr Child Adoles Nurs 2021;1-19
  SINGH H, KAUR H, SINGH K, SEN CK.  Cutaneous Manifestations of COVID-19: a Systematic review.  Adv Wound Care (New Rochelle) 2021;10(2):51-80
  KANT DHIR S, KUMAR J, MEENA J, KUMAR P. Clinical features and outcome of SARS-CoV-2 infection in neonate: a systematic review.  J Trop Pediatr 2021;67(3):fmaa059
  RADIA T, WILLIAMS N, AGRAWAL, P, HARMAN K, WEALE J, COOK J, GUPTA A.  Multi-system inflammatory syndrome in children & adolescents (MIS-C): A systematic review of clinical features and presentation.  Paediatr Respir Rev 2021;38:51-57
  HOSTE L, VANN PAEMEL R, HAERYNCK F.  Multisystem inflammatory syndrome in children related to COVID-19: a systematic review.  Eur J Pediatr 2021;180(7):2019-2034
  LUDVIGSSON JF Case report and systematic review suggest that children may experience similar longt-term effects to adults after clinical COVID-19. Acta Paediatr 2021;110(3):914-921
  KUMAR PANDA P, GUPTA J, ROY CHOWDHURY S, KUMER R, KUMAR MEENA A, MADAAN P, KUMAR SHARAWAT I, GULATI S.  Psychological and behavioral impact of lockdown and quarantine measures for COVID-19 pandemic on Children, Adolescents and Caregivers: A systematic review and meta-analysis.  J Trop Pediatr 2021;67(1)fmaa122
  CHI DK, AKL EA, DUDA S et al.  Physical distancing, fase masks, and eye protection to prevent person-to-person transmission of SARS-CoV-2 and COVID-19: a systematic review an meta-analysis.  Lancet 2020;395(10242):1973-1987

 

 

Consulta artículos anteriores

  • Julio 2021 - Las reumas

    Las “Reumas”: dolores comunes y frecuentes, pero no por eso sin importancia

    Los dolores crónicos, incluidos los dolores óseos y articulares no deben ser tomados a la ligera. Es indispensable que sean evaluados por un profesional con las facultades apropiadas para llegar al diagnóstico e instalar un tratamiento apropiado y eficaz.

    ¿Qué puede causar dolor óseo? El dolor óseo puede corresponder a distintas etiologías que van desde lesiones traumáticas, hiperparatiroidismo, cáncer en la región involucrada pudiendo ser cáncer originado en la mama, el pulmón, la tiroides, el riñón o cáncer de hueso o médula ósea. Otras causas pueden ser infección del hueso, entre otras.¹Por otro lado, el dolor de huesos puede venir de las articulaciones y éste estar ocasionado por problemas crónicos asociados a desgaste articular como en el caso de las osteoartrosis degenerativas, bursitis, gota, sangrado intraarticular, artritis séptica hasta enfermedades autoinmunes como artritis reumatoide y lupus. El tratamiento obviamente será distinto y el pronóstico dependerá de una adecuado diagnóstico y manejo inicial, siendo que la artritis séptica -la infección del espacio articular- puede implicar una mortalidad de hasta 15% a pesar de un manejo apropiado² mientras que la osteoartrosis degenerativa es de un curso bastante benigno.

    ¿Qué es la artritis reumatoide?

    La artritis reumatoide (AR) es una enfermedad inflamatoria autoinmune que afecta al sistema articular, pero también pueden comprometer otros órganos como los pulmones, al corazón o los ojos. Las enfermedades autoinmunes son condiciones en las que el organismo genera anticuerpos contra estructuras propias causando daño sostenido a éstas. Clásicamente el involucro articular es simétrico y en articulaciones como las de las manos, muñecas, codos y rodillas causando dolor e inflamación además de pérdida del equilibrio y deformidad des mismas.Además del dolor e inflamación de varias articulaciones, puede haber rigidez de predominio matutino, pérdida de peso, fiebre, fatiga y debilidad.

    Entre los factores de riesgo tenemos ser mujer, mayor de 60 años, aunque pueden presentarse en otras edades, incluso en jóvenes o niños; la obesidad, la historia de tabaquismo y de enfermedades autoinmunes en la familia también aumenta el riesgo de tenerla.

    El diagnóstico se sospecha durante el interrogatorio y la exploración físicas apropiadas; también son útiles los estudios de rayos X y estudios de laboratorio en sangre.

    Al confirmar la sospecha de AR, el tratamiento se base en medicamentos que modifican el curso de la enfermedad, medicamentos biológicos además de fisioterapia temprana³. Entre los medicamentos comúnmente utilizados están la hidroxicloroquina, sulfasalazina, metotrexate, leflunomide, inhibidores del factor de necrosis tumoral e inhibidores del JNK.

    En México, la automedicación es algo muy frecuente, sustancias que se consideran “naturales” o complementos alimenticios contienen esteroides de forma adicional o de forma natural como aquellos contenidos en la ortiga (Urtica dioica)⁴. Aunque son eficaces en el manejo de la artritis reumatoide, los esteroides son sustancias de uso delicado y que pueden favorecer condiciones como Síndrome de Cushing, osteoporosis, obesidad, diabetes, crisis suprarrenal, entre otros.

    En resumen, el diagnóstico y manejo oportuno de los dolores osteoarticulares debe ser realizado por un médico con facultades apropiadas (buen médico general, pediatra, internista, reumatólogo, ortopedista, etc.) una vez realizado el diagnóstico se debe canalizar con el especialista adecuado si se considera prudente para su manejo y seguimientos puntuales.


    ¹ Morrison W., Pritchard J. Bone Pain. Healthline. https://www.healthline.com/health/bone-pain#symptoms

    ² Momodu II, Savaliya V. Septic Arthritis. StatPearlss Publishing 2021 https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK538176/

    ³ Rheumatoid Arthritis (RA). Centers for Disease Control and Prevention. https://www.cdc.gov/arthritis/basics/rheumatoid-arthritis.html

    ⁴ Novillo Logroño FA, Gordillo Gordillo FA. Estudio farmacognóstico de los productos naturales procesados de uso medicinal de Urtica dioica L. (ortiga) y de su extracto vegetal. Quito UCE, 2018. http://www.dspace.uce.edu.ec/handle/25000/15943

  • Junio 2021 - Vivir para siempre

    ¿A quien no le gustaría vivir para siempre?  Es sin duda lo que ocupa la mente y el esfuerzo de muchos científicos, sin embargo, ante el escrutinio inicial, el costo emocional es muy alto.  Vivir para siempre significa necesariamente ver pasar todo aquello a lo que alguna vez amamos.

    Pero está la opción de vivir para siempre a través de otros.  Nuestros familiares, nuestros maestros,  todos con quienes interactuamos día a día pueden – o no- dejar una marca indeleble, buena o mala, en nuestra vida.  En este período todos hemos perdido gente cercana y hemos visto cómo la gente, los médicos y todos quienes están en contacto con pacientes con COVID arriesgan su vida por el bienestar del otro, para que otros puedan vivir.  Hay quienes les llaman héroes sin capa, otros sólo lo consideramos la concreción de una vocación con la disposición de asumir los compromisos que ésta demanda.

    Todos podemos ser héroes.  Todos podemos vivir para siempre dando una parte de nosotros mientras vivimos o cuando ya la dejamos de utilizar.  Compartir un pedazo de nuestro ser para que otros puedan vivir a través de un trasplante de órganos es una forma de cristalizar el amor por los demás.  En ocasiones enfermedades debilitantes pueden hacer que alguno de nuestros órganos falle a tal grado que se requiera alguna terapia de sustitución de la función, como lo es la diálisis en el paciente con enfermedad renal, los sistemas de asistencia ventricular en caso de falla cardiaca y otros dispositivos, aunque actualmente el mejor tratamiento sería el reemplazo con un órgano en buenas condiciones.   En México existen más de 23 mil personas esperando un acto de amor; la gran mayoría (17,000) espera un riñón mientras recibe la diálisis; otros 6000 esperan una oportunidad de poder volver a ver con una córnea mientras unos 317 esperan de un hígado o segmento del mismo, un corazón o un trasplante de alguna combinación de éstos¹.

    ¿Qué órganos se pueden trasplantar?  El corazón, el intestino, los riñones, el hígado, los pulmones y el páncreas.  También existen tejidos que pueden ser trasplantados como la piel, el hueso, la médula ósea o incluso las células madre.  Algunos de estos trasplantes pueden ser donados en vida, mientras que otros sólo pueden hacerse cuando el potencial donador ya no los requiere².

    Actualmente se puede trasplantar órganos y tejidos de donadores vivos relacionados, donadores cadavéricos y trasplantes en cadena o cruzados.  Esta modalidad de trasplante implica que un donador vivo que quiere darle vida a su familiar pero no es compatible con el potencial receptor puede ser compatible con otra “pareja” de donador-receptor incompatibles y el primer donador le dona al segundo receptor mientras el segundo donador le oportunidad de vivir al primer receptor.  Cuando la donación involucra más personas, se conoce como cadenas de trasplantes³.

    El primer obstáculo para recibir un órgano es la disponibilidad de éstos y la generosidad de la gente.  El segundo es el tiempo, que dependerá en gran medida del sistema de coordinación local e institucional para hacer que el órgano a trasplantar llegue a tiempo al receptor adecuado. Y por último está la cuestión del manejo a mediano y largo plazo con fármacos que modulan la respuesta de detección y defensa ante el tejido extraño en el organismo del receptor.  Estos fármacos suelen ser caros y se suele requerir de estudios avanzados para vigilar e identificar fallas tempranas.

    Un camino lógico ante el diagnóstico y la progresión de una enfermedad que puede llegar a requerir un trasplante es lograr registrarse en la “lista” lo antes posible ya que algunas decisiones terapéuticas pueden ser modificadas por la posibilidad de se sometido a un trasplante.

    El segundo paso sería poder concretar el evento a través de un donador vivo relacionado o una cadena de trasplantes; o en su defecto esperar a que exista la disponibilidad de uno.  Ponerse en contacto con las distintas fundaciones podría facilitar el camino y acompañarse con personas que han transitado por ahí o que pueden ayudar en cualquier sentido.   Si bien es cierto que lo ideal sería contar con un servicio de seguridad social o un seguro de gastos médicos que pudiera auxiliar con los gastos, distintas asociaciones y fundaciones pueden auxiliar para que la carga, al menos económica, no sea tan alta.

    Por último y más importante es hacer hincapié en el cuidado preventivo de la salud.  La principal causa de insuficiencia renal en nuestro país es la diabetes mellitus 43% seguida por la hipertensión arterial en 17%⁴, estas dos enfermedades pueden ser prevenidas y manejadas de forma eficaz con un estilo de vida saludable, el uso apropiado de medicamentos y la atención médica constante.  La prevención y una postura generosa ante la vida podrán lograr mucho en este y otros casos.

  • Archivo 2020